Desapego: un escollo complejo

desapego
Gracias por compartir:

Después de la identificación del dolor que genera un conflicto, viene el más difícil todavía. ¿Qué nos impulsa a escornarnos una y otra vez contra el muro?  El Desapego es sinónimo de confianza en mí mismo, para ello has de desafiar tus creencias y salir del confort de tu vida cotidiana. La comprensión transcendental del programa de nuestros antepasados y la sincera acción de saltar el baluarte del ego, hacen del desapego una dimensión tan desconocida como emocionante.

¿Qué me ocurrirá si adopto la visión de un nivel superior de conciencia?

Desapegarme poco tiene que ver con no volver a ver o hablar a alguien, intentar pasar de una situación emocional dura porque la vida sigue, separarme del asedio doloroso que he estado viviendo, incluso huir a otro escenario llamase país, trabajo o realidad social. Desapego en términos directos es llegar a un acuerdo con el Ego, para dirigirte con paso firme a la consecución de tus proyectos, propósitos, etc.

Un cuento de tradición budista nos relata el momento en que un anciano recibe la noticia de la muerte de un gran amigo. La persona que se lo comunica, le dice: ¿No estás triste y desanimado por este hecho? El anciano le mira sosegado y con firmeza le añade: Si, claro, pero ahora ya no me importa. Mi amigo vive en mi corazón. me desapego de su importancia personal y le doy gracias por lo vivido juntos.

El Ser no se identifica con el éxito y el fracaso, aprende de ambos y santas pascuas, a disfruta de lo que hace. Las limitaciones del vivir se superan con un desapego inteligente. La vida cambia sin remedio hacia donde tú quieras. Suelta lo viejo, aunque lo nuevo aún no haya llegado. Confía en tí y haz saltar por los aires tu esclavitud.

Vivir sin demarcaciones, sin identificarme con el ego y dejar de estar sofocado por problemas y dramas puramente personales. Si te das cuenta de que efectivamente no eres tus depresiones y angustias, ya no las combates, no opones resistencia, ni huyes de ellas. Si, la depresión se hiciera presente, el desapego les dirá: Ya no me importa mi estado, no soy eso. Se acabó la tiranía de todo lo egoico y personal.

¿Acaso somos propietarios de algo? ¿No será que todo es prestado? Emprende el camino para que los pensamientos, emociones o acciones dejen de afectarte. No es moco de pavo, nadie ha dicho que sea sencillo, sin embargo, desprenderte trae consigo pasar de nivel.

Maduramos el día en que nos reímos francamente de nuestras limitaciones. Y pasamos de nivel de una vez por todas!!!

 

Gracias por compartir: