Creatividad

¿Qué es un estornudo? Un acto involuntario que nos limpia y despeja las vías respiratorias. ¿Que es la verdadera risa? Un acto involuntario que nos ilumina y nos hace sentir genial.

La risa es un estornudo del alma para desatascar los nudos de la tensión. Eso es creativo. Sabéis lo que da más grima a un cuchillo…partir un limón. Parece una tontería, más relaja la tensión.

Vamos a lo profundo. Tengo la creatividad en buena dirección.

La creatividad es la marca, el símbolo de que estoy haciendo un cambio total en mi mismo. Estoy seguro de que tanto la enfermedad como los problemas sociales son una falta alarmante de creatividad.

Por ejemplo, si cada día mantengo una idea, una obsesión, un pensamiento recurrente en mi mente. ¿Creéis que esto me puede llevar a enfermar, estresar o deprimir? Tener una política creativa es enviar a trabajar a los que no trabajan. ¿Cómo se hace eso? Prioridad. 

Nos faltan árboles. Vamos a plantar 20 millones de árboles en toda la geografía. De pronto, he creado puestos de trabajo, al mismo tiempo que conciencia con la naturaleza. Limpiar todos los cauces de los ríos y con lo que hemos limpiado reciclarlo para hacer balas de pellet o convertir el grave problema del plástico en algo útil. Y así millones de acciones. Prioridad.

Para trabajar con la creatividad hemos de ser críticos con nuestra capacidad y lo que representa. Si quiero ser creativo he de romper con el aspecto arcaico de lo que aprendí. Transformar mi educación, que parece una prisión de ideas, aptitudes y acciones, en un lugar sin límites ni restricciones intelectuales, emocionales, espirituales. Nueva edición de mis deseos y necesidades.

Una de las grandes limitaciones es nuestra idea de moralidad. El engaño está a la orden del día, eso no es creativo. Nos dedicamos todo el santo día a buscar. Buscar qué y dónde. Si estoy buscando dejo de ser creador, pues no puedo soltarme de la búsqueda. Entramos en los círculos viciosos y continuos.

La creación desborda las palabras, deja la puerta abierta, suelta amarras y libera. La imaginación es poder, somos la naturaleza, no una parte de la naturaleza, esa valentía nos falta.

Cuando observo a una persona veo en qué estado está su cuerpo, su mente, su creación, si tiene dudas, si está nervioso. No juzgo, sin crítica me convierto en el observador. ¿Cómo puedo ser útil y eficaz para que sea creativo?

Desde ese momento todo se convierte. Comencemos por amar: árboles, flores, animales, gente distinta a nosotros, nuestras obras, los arroyos, el cielo estrellado, el vino si hace falta, todo. La creatividad le da a la existencia tono muscular, fuerza vital, proyección. Si lo proyecto, lo atraigo, si lo atraigo los soy. Soy creativo.

 

¿Porqué nos resulta tan difícil cambiar?

Una persona, Roberto, vino por primera vez a consulta esta semana. Durante el rapport inicial, a la pregunta ¿Qué quiere conseguir y transformar en tu vida? me comentó, lo siguiente:

¿Por qué tengo que peregrinar de terapeuta en terapeuta, de técnica en técnica, de libro en libro, sin lograr la estabilidad que deseo?

Buena pregunta le dije, observando su lenguaje corporal. Quizás, no has encontrado a tu terapeuta ni la técnica apropiada o puede que no haya terapia para ti.

Se rió sin querer. Ahora, le dije, me gustaría que fueras sincero conmigo. ¿Crees que, a menudo, la persona que acude a consulta espera que resuelvan sus problemas? Se quedó callado. Tengo miedo al cambio dijo.

Sin implicación en el proceso de querer cambiar, sólo logramos resultados parciales.

Pretender que alguien externo a nosotros solucione nuestros conflictos internos, es de un espíritu que aún no ha descubierto su centro de poder.

Tu crees que has puesto los mejores recursos para conseguir tus objetivos o lo dejas al criterio del terapeuta. La respuesta fue clara. Siempre esperé que me arreglasen los problemas.

Roberto le dije, soy un facilitador, un guía, un acompañante para que sientas, a través de las herramientas adecuadas, que te impulso por el camino de la verdadera liberación. No soy el director general del Universo, ni lo pretendo. Este darse cuenta es básico para que el cambio se establezca. Hemos de ponernos en nuestro centro y colaborar los dos juntos.

Cierto es que resulta complicado, pulir y afinar la comprensión de nuestro mundo interno. Una de las claves es trabajar en el nivel apropiado, pues ningún problema puede ser solucionado en el mismo nivel de conciencia que se creó.

Ahora si, los dos, tenemos la certeza y confianza de poder cambiar.

¿Sabemos Amar?

Tuve la fortuna cuando existían las clases de ética de encontrarme en mi camino con Bautista, profesor de Filosofía. En sus clases, donde nos mostraba que se podían hacer exámenes colectivos, para sacar mucho más beneficio que con las férreas reglas de la competencia, fue la primera vez que obtuvimos una matrícula de honor colectiva. Cierto día, con su ingenio y buen humor, nos invitó a observar el AMOR.

Ante tan enorme pregunta, todos nos quedamos “acipampanaos”. Pensando que si sabíamos amar y transmitir nuestro cariño. Hasta que nos centramos en lo que es amar a un ser vivo.

AMAR A UN SER HUMANO ES AYUDARLE A SER LIBRE

Cada uno sacó su arsenal de planteamientos sobre el amor y sus múltiples maneras. El amor apasionado y loco. El amor hacia el Clan familiar. Los amigos como fuente de inspiración para amarnos sin límites. El amor hacia uno mismo.

Bautista nos espetó con claridad: “Las acciones del Querer son egoicas y no deberíamos equivocarlas con el amor. Buscar en los demás lo que nos llena y al mismo tiempo nos falta, no es muy recomendable, así nos va luego con nuestras relaciones”.

Estábamos todos atentos a sus comentarios.

“Querer es hacer nuestro lo que no nos pertenece, pues tenemos las carencias afectivas ligadas al apego. Nos advirtió que su principal consecuencia es el sufrimiento. Un largo y tenso sufrimiento, sin entender lo que nos ocurre, porque los demás no nos quieren como nosotros les queremos”.

Después de dejarnos sorprendidos. Bautista bajo la voz y comenzó: “Amar es una decisión contundente, es la emoción de acariciar la mejor versión de nuestro corazón”.

Me permito – dijo ya en voz alta – hacerte libre sin historias y lo más simpático, el amor de verdad nunca ha de ser causa de sufrimiento. Sin esperar, sin querer alcanzar ningún propósito. El amor es dar, sin esperar nada a cambio.

Suena bonito, le dijimos.

Se rió con fuerza: “Es lo más complicado que vais a producir en la vida. llegar a ese compromiso vital. Si os establecéis en el amor, os conoceréis en el alma. Se ama desde el corazón que es donde habita el espíritu”.

Pase lo que pase, cuentas conmigo cuando llegue la ocasión, sin pedirte nada a cambio. Ama y después haz lo que quieres, pues si vives así, eres esa condición. Nuestro amor empieza desde que nos damos cuenta, que somos puro amor. Hemos de amar todo lo que nos rodea y nos emociona, sea grotesco, infantil, en apariencia inútil, singular, extraño o alejado de lo que creemos.

El amor es nuestra mayor riqueza, no tiene edad, siempre está naciendo.

Recuerdo que fue la mejor clase de Bautista, al menos en mi caso salí entusiasmado. Tiempo después fue trasladado a otro lugar, pero la semilla había prendido.

desapego-2

Desapego: un escollo complejo

Después de la identificación del dolor que genera un conflicto, viene el más difícil todavía. ¿Qué nos impulsa a escornarnos una y otra vez contra el muro?  El Desapego es sinónimo de confianza en mí mismo, para ello has de desafiar tus creencias y salir del confort de tu vida cotidiana. La comprensión transcendental del programa de nuestros antepasados y la sincera acción de saltar el baluarte del ego, hacen del desapego una dimensión tan desconocida como emocionante.

¿Qué me ocurrirá si adopto la visión de un nivel superior de conciencia?

Desapegarme poco tiene que ver con no volver a ver o hablar a alguien, intentar pasar de una situación emocional dura porque la vida sigue, separarme del asedio doloroso que he estado viviendo, incluso huir a otro escenario llamase país, trabajo o realidad social. Desapego en términos directos es llegar a un acuerdo con el Ego, para dirigirte con paso firme a la consecución de tus proyectos, propósitos, etc.

Un cuento de tradición budista nos relata el momento en que un anciano recibe la noticia de la muerte de un gran amigo. La persona que se lo comunica, le dice: ¿No estás triste y desanimado por este hecho? El anciano le mira sosegado y con firmeza le añade: Si, claro, pero ahora ya no me importa. Mi amigo vive en mi corazón. me desapego de su importancia personal y le doy gracias por lo vivido juntos.

El Ser no se identifica con el éxito y el fracaso, aprende de ambos y santas pascuas, a disfrutar de lo que hace. Las limitaciones del vivir se superan con un desapego inteligente. La vida cambia sin remedio hacia donde tú quieras. Suelta lo viejo, aunque lo nuevo aún no haya llegado. Confía en tí y haz saltar por los aires tu esclavitud.

Vivir sin demarcaciones, sin identificarme con el ego y dejar de estar sofocado por problemas y dramas puramente personales. Si te das cuenta de que efectivamente no eres tus depresiones y angustias, ya no las combates, no opones resistencia, ni huyes de ellas. Si, la depresión se hiciera presente, el desapego les dirá: Ya no me importa mi estado, no soy eso. Se acabó la tiranía de todo lo egoico y personal.

¿Acaso somos propietarios de algo? ¿No será que todo es prestado? Emprende el camino para que los pensamientos, emociones o acciones dejen de afectarte. No es moco de pavo, nadie ha dicho que sea sencillo, sin embargo, desprenderte trae consigo pasar de nivel.

Maduramos el día en que nos reímos francamente de nuestras limitaciones. Y pasamos de nivel de una vez por todas!!!

 

La senda de la Guerrera

Me he encontrado con mujeres que piensan que la figura del guerrero es tan sólo masculina, sin embargo, es un arquetipo universal, nos pertenece a todos. La imagen estereotipada de que los guerreros son los que van a la guerra a pelearse con todo quisqui, es errónea. Destructores, fuertes, sin piedad. Estar peleando y tener que vencer siempre, es muy estresante. La manifestación de la superioridad frente a los demás, el individualismo, el egoísmo, son rasgos que describen al guerrero no evolucionado.

Hoy me gustaría enfocar el símbolo de la guerrera desde la mirada del arquetipo.

Para conquistar un objetivo que imagino inalcanzable, tengo que convertirme en un ser extraordinario. Ahí aparece la guerrera. Observa algunos pasos que atraviesa en la senda :

  • Toma el camino correcto, no el más fácil.
  • Acepta la situación presente sin victimismos.
  • A pesar del miedo, pasa a la acción, con fe en el objetivo.
  • Aprende del pasado.
  • Jamás baja la guardia en el camino emprendido.
  • Se mantiene al acecho de pensamientos limitantes
  • Entiende que no tiene nada que temer ni perder.
  • Anula la importancia personal para multiplicar su energía

Una guerrera sigue el hacer de la estrategia, en ese hacer no hay victorias ni derrotas, unicamente hay acción. Sólo como guerrera se puede sobrevivir en el camino del conocimiento. El arte de la guerrera es equilibrar el terror de ser mujer con el prodigio de ser mujer.

El primer enfrentamiento es conmigo misma, con mi propia conciencia que me obliga a gestionar mejor mi vida y disfrutar de las estrategias. Esto trae un cambio de enfoque hacia lo que quiero ser.

Las verdaderas guerreras hacen falta, porque son aquellas que se atreven a enfrentarse al adversario, a combatir para defender lo justo y proteger a los demás si hace falta. Son las que con su fuerza ayudan a materializar cambios en nuestra sociedad.

El don de la guerrera nos dirige a tener valor, fuerza e integridad, capacidad de tener objetivos y persistir en ellos; demanda un alto nivel de compromiso y lucha por principios y valores, aún cuando tengan un alto precio.

El núcleo de la Guerrera es la afirmación de su poder en el mundo, establecerse en él para transformarlo en un lugar mejor. Cambiar su mundo, haciendo valer su decisión e imagen. Sabe controlar el miedo y por tanto, la situación. Puesto que, una guerrera cuando decide un camino a seguir, y lo siente en su corazón, se vuelve inquebrantable.

Hasta la victoria siempre!!!

 

 

La Tirada

Todo el camino lo hizo repasando lo extraña que es la vida. Si hubiera nacido en otra familia, si se hubiera casado con otra mujer y los hijos le hubieran salido mejores, si sus amigos hubieran sido más corajudos y afortunados. Hasta el caballo ladeaba la cabeza y certificaba los pensamientos de Ramón Luán.

El día abrasaba como los tizones del infierno, sin pausa, como resentido.

La estancia parecía llevarte al otro lado del tiempo, llena de cachivaches tanto en forma de estalagtitas como estalagmitas. Colgaban del techo exvotos de los fieles, tinajas, animales disecados, relojes, cuadros de tema religioso; en el suelo estatuas de todo género, sillas, sillones, mochilas carcomidas, casas de juguete, calderetas de cobre.

De repente, sonó la voz tan lejana como áspera.

-Soy Licinia Quesada. Pase usted.

No supo que contestar, parecía que le estuviera esperando. Cruzó el cortinón multicolor de circulos geométricos que separaba el mundo ajeno y desordenado de la estancia mágica.

Estaba delante de la mujer con los ojos clavados en los suyos, mofletuda, bigotuda, mal peinada y peor vestida.

Aquí todo estaba colocado, un montón de cartas expandidas sobre la mesa redonda.

-Estaba la puerta abierta, acertó a decir, mi nombre es Ramón Luán, vengo cabalgando de Guayajayuco.

-No te inquietes, toma asiento. Respira profundo. Dime cuál es tu consulta, si tienes alguna dentro de tus dudas.

En el cuarto una luz de quinqué se desparramó sobre la mesa, queriendo dar luz a las cartas del tarot, resbaló como los niños en los toboganes y volvió a proyectarse de nuevo.

-Este destino decadente y cobarde que no me deja prosperar ¿Cómo puedo quitarmelo de encima?

-Quieres saber justamente como salir de tu pobreza y que la miseria no te alcance, dejando todo atrás. Comenzar una nueva vida sin agobios ninguno.

-Eso es es. ¿Cómo lo sabe?

-Ella me lo dijo, me avisó que vendrías hoy. Te esperaba antes, pero has dudado tanto en venir.

-¿Quién? ¿Mi madre?

-Si. Ella, quiere guiarte, pero sabe lo testarudo y contradictorio que siempre has sido en tus decisiones.

-No pude ser. Ella murió hace una semana, Yo mismo la enterré en el mismo hueco que la abuela, en un terrenito que usamos para los muertos.

-Debe ser su alma en pena que aún está removiéndose por tí.

-Vamos con la tirada. La carta que simboliza al consultante saltó como un resorte, el nueve de espadas. Se refiere al desespero y la miseria. Coge las cartas y mézclalas bien, concentra tu emoción sobre el tema que te inquieta y corta con la mano izquierda.

Las manos de Ramón como todo en su vida, llenas de incertidumbres, barajaron las cartas seis veces, después separó las cartas.

Junto al nueve de espadas, fueron surgiendo el arcano mayor La Templanza, el siete de copas, debajo de estas tres apareció el arcano mayor La Luna, a la izquierda surgió el nueve de bastos, superior el arcano mayor invertido La Torre y a la derecha el caballo de espadas. Las cuatro cartas de la derecha en fila de abajo arriba, pues la tirada era la Cruz Celta fueron una tras otra: el dos de oros, siete de copas, el rey de copas, por último, el arcano mayor invertido La Estrella.

El rostro del fulano se agrandó al ver tantos reflejos en la cara de la vieja, sin embargo, la observación de la anciana fue rotunda. Sólo tienes una oportunidad que es dar la vuelta a tu vida igual que se hace con los calcetines. Sin atajos, desaprende todo lo que has sido, hecho, dicho. Reinvéntate una nueva vida, más esencial, sin engañarte, sino lamentarás este encuentro.

No hubo respuesta, nomás que 3 monedas de 10 pesos sobre la mesa.

-Cuida a tu madre, si es que viene alguna noche a desvelarte…

Ramón ya no escuchaba iba en su caballo hacia su destino nuevo.