La salud emocional

La salud emocional son las raíces, que nutren los frutos y el medio para cualquier fin en la vida.

Para permitirte este estado saludable contigo mismo y que de aquí surja el éxito, después de muchos fracasos, la confianza después de muchos recelos y el equilibrio después del desequilibrio, has de recorrer un camino.

El camino hacia la salud emocional es lo que cuenta realmente, no el obsesivo objetivo final, sino mantener un nivel estable en la existencia. Una de las maneras de iniciar esta marcha hacia la salud emocional: ” La transformación comienza con un centramiento o focalización de la mente”. Centrar la mente es importante como dejar de vivir en tu mundo irreal.            Existen varios niveles:

1ºFísico.

2º Mental.

3º Emocional.

4º Espiritual.

Un ejemplo, que es más visible. Si tú observas, conoces y diriges tus pensamientos (campo mental),  tus emociones se encaminan hacia la dirección que quieres (campo emocional), por tanto generas una acción hacia esa meta (campo físico), que a su vez es una necesitad fundamental para tí  (campo espiritual), sólo entonces, tu esencia se siente identificada con lo que haces.

Lo inconsciente que gobierna tu camino, se va haciendo consciente y vivido con sentido.